Cuba empieza una explosión en el acceso a Internet

kahncuba-5-edit_custom-82ef6944637bf36bff0fe5465efa8c8049446907-s900-c85UNOCERO.COM Manuel López Michelone 17-Ene-2017.

Para todos los que vivimos en México o en la mayoría de los países del continente americano, el acceso a Internet parece ser algo relativamente común, y aunque quienes me leen tengan evidente acceso a esta nueva herramienta de comunicación denominada genéricamente “Internet”, hay que decir que más del 50% de la población en nuestro país no cuenta con esta posibilidad. Así, aunque parezca increíble, en nuestro México 1 de cada 2 personas no tiene acceso aún a la red de redes.

Sin embargo, en otros países las condiciones de acceso a Internet son mucho peores. Por ejemplo, Cuba ha sufrido un bloqueo estadounidense por más de 40 años y es claro que el acceso a Internet ha sido pobre y muy limitado. No obstante esto, debido a la apertura que se viese con Obama en términos de acabar de una buena vez con el bloqueo, el acceso a la red Internet se está incrementando notablemente y podríamos decir que hay una explosión en el acceso a Internet en la isla.

El Internet para el uso casero y cotidiano llegó el mes pasado a Cuba en un programa piloto que es parte de uno de los cambios más dramáticos en la vida de ese país. Y aunque es bien sabido que Cuba es uno de los países peores conectados a Internet, el acceso ha estado creciendo en los dos últimos años. Desde el verano de 2015 el gobierno cubano ha abierto 240 conexiones WiFi públicas en parques y esquinas de las calles de todo el país. Los cubanos antes tenían un Internet malo y costoso, a unos 6 a 8 dólares por una hora de una conexión muy pero muy lenta.

Si consideramos que el salario mensual promedio es de 25 dólares, el precio de una hora en línea era simplemente prohibitivo. Sin embargo, desde que se ha incrementado el acceso a Internet en la isla, el precio ha caído a 1.50 dólares, el cual sigue siendo costoso para los cubanos pero sin duda más accesible en general.

El gobierno cubano estima que unos 100 mil cubanos se conectan a Internet todos los días. Un nuevo escenario de la vida urbana de Cuba es ver a las personas sentadas a todas horas en las esquinas o parques conectados a Internet en sus teléfonos o computadoras portátiles, usando Facebook Messenger para comunicarse con sus parientes en Miami, Ecuador u otros sitios de quienes decidieron dejar la isla hace pocos años, incluso a riesgo de sus vidas. Hay que señalar que la mayoría de las veces el acceso se hace a través de tarjetas que las vende el monopolio del Estado y que son revendidas frecuentemente en las esquinas de las calles a precios aún más altos.

Hay quienes han buscado hacer el Internet más amplio en Cuba en lugares públicos comprando repetidores comerciales que son importados ilegalmente a Cuba que se venden frecuentemente por 100 dólares, el doble de lo que cuesta. Estos dispositivos se montan en general en las azoteas y los repetidores toma las señales públicas y crean una forma de un Internet casero que está cada vez más disponible para turistas y locales.

Cuba controla las telecomunicaciones en el país y con ayuda de Google se ha logrado que contenidos como los videos de YouTube se encuentren dentro de los servidores locales en la isla. Con ello se tiene un muy rápido acceso a contenidos.

Todo esto significa finalmente que Cuba incrementará dramáticamente su acceso a Internet. Para muchos cubanos el inicio de este Internet casero, en diciembre pasado, es potencialmente más significativo, porque rompe una barrera enorme contra el acceso al Internet casero en un país con un gobierno comunista que se mantiene atrás de la tecnología de la información para así evitar en muchos sentidos el perder el control del Estado en los medios, en la vida política y en la economía inclusive.

La velocidad para este cambio dependerá del estado en las relaciones con su vecino, los Estados Unidos, pues si Obama quiso suavizar las relaciones entre Cuba y su país hace un año, con la llegada de Donald Trump las cosas podrían cambiar, pues el nuevo presidente electo ha dicho que será duro con Cuba en términos políticos y probablemente económicos. Pero desde luego, es Trump, así como puede pasar algo pudiese no pasar nada.

El programa de Internet casero ha seleccionado mientras tanto a unos 2 mil residentes de la vieja Habana para recibir de forma gratuita, por un par de meses, el acceso. Se espera que el plan comercial significará 30 horas a 128 kilobytes por segundo de información, todo por unos 15 dólares, lo cual es más del 50% de lo que ganan en promedio los cubanos. Si se quiere una conexión de 2 megabytes por segundo, entonces el costo será de 115 dólares por 30 horas de acceso, absolutamente prohibitivo para el cubano promedio

El gobierno cubano dice que los altos precios de Internet es el resultado de los costos impuestos por el embargo comercial de los Estados Unidos a la isla. No obstante esto, observadores independientes le echan la culpa de los costos a las decisiones políticas de limitar el acceso.

Como sea, Cuba está empezando a notar ciertos cambios en el acceso a Internet el cual, queda claro, cada vez se está convirtiendo en una necesidad y no en un lujo. Habrá que ver el desarrollo de todo este tema en uno de los pocos países totalitarios y que los Estados Unidos han tenido como vecinos incómodos por ya demasiados años.

Referencias: Big Story 

LINK: Cuba empieza una explosión en el acceso a Internet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s