¿Cuentapropismo tecnológico en Cuba?

clinica-celular

“La Clinica del Celular” Foto: Robin Thon/ONCUBA

Blog “The Internet in Cuba” By: Larry Press, 11 de Mayo de 2017

Este es un post de mi post invitado, el profesor cubano Armando Camacho Costales. Armando está interesado en el sector del autoempleo en Cuba y escribe sobre Internet en su blog Cuba 2.0.

Cuba tiene aprobadas 201 categorías de licencias para el trabajo por cuenta propia, mejor conocido como “cuentapropismo”, al cierre del 2016 se contabilizaban aproximadamente 520 mil 594 “personas” con licencias para ejercer la actividad del trabajo por cuenta propia. De ellos aproximadamente el 30% son menores de 25 años, 84 mil 109 son trabajadores asalariados en el sector estatal y 60 mil 897 jubilados. Resulta difícil establecer una cifra exacta debido a la propia naturaleza volátil del trabajo por cuenta propia con fuerte incidencia de altas y bajas registradas mensualmente.

Tampoco existen estadísticas oficiales del aporte del sector privado a la conformación del Producto Interno Bruto se estima que puede oscilar entre el 7% y el 15% del PIB para el 2015, y el 30% de la fuerza de trabajo económicamente activa del país.

Lo primero que llama la atención de la actualización del trabajo por cuenta propia mediante la Resolución No. 20 del 2016 del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social es la cantidad de actividades decimonónicas o con un marcado carácter folclórico y hasta pintoresco. Por ejemplo: productor vendedor de artículos religiosos (excepto las piezas que tengan valor patrimonial según regula el Ministerio de Cultura) o vendedor de animales para estos fines, cuidador o entrenador de animales o forrador de botones. Igual la ausencia de trabajos profesionales, técnicos, en áreas que requieran estudios superiores como los relacionados con las telecomunicaciones, la informática, el cuidado de la salud, y en general los servicios terciarios de la economía.

Existen solo dos actividades relacionadas directamente con el sector tecnológico, de las telecomunicaciones, la electrónica o la informática: Programador de equipos de cómputo y Reparador de equipos eléctricos y electrónicos.

Aunque existen otras actividades aprobadas relacionadas con el sector de las telecomunicaciones que complementan los servicios de empresas estatales como Correos de Cuba y ETECSA: Agente de telecomunicaciones y Agente postal.

De una lectura y análisis de las cifras de las actividades anteriormente relacionadas
con el sector de las telecomunicaciones y la informática podemos acercarnos a interesantes
consideraciones. Al cierre del primer trimestre del 2017, existen 4620 Reparadores
de equipos eléctricos y electrónicos y 1432 Programadores de Equipos de Cómputos.

En correspondencia con estas actividades relacionadas directamente con las ICT existen otras que cuentan con cifras que las cuadruplican como por ejemplo pueden ser Comprador y Vendedor de Discos con 7505 licencias activas y Alquiler de Habitaciones con 22 338. Tal y como se puede apreciar en la siguiente tabla.

Comprador y Vendedor de Discos 7505
Alquiler de Habitaciones 22338
Agente Postal 441
Agentes de Telecomunicaciones 24602
Programador de equipos de computó 1432
Reparador de equipos eléctrico y electrónicos 4620

Comprador y Vendedor de Discos, por ejemplo es una actividad muy popular que puede resultar muy rentable al no solo establecer la comercialización de DVD y CD con contenido pirateado de multimedia nacional e internacional, sino que generalmente distribuyen y comercializan el conocido “paquete semanal.”

Agentes de telecomunicaciones, igualmente pueden ofertar las recargas que ETECSA pone a disposición de sus usuarios a través de sitios en el extranjero.

Un análisis más detallado en cuanto a “programador de equipos de cómputo” podemos ver su distribución por edad y por territorios. La Habana cuenta con el 63% de los programadores activos de todo el país. El 56.22% son nacidos en la década del 80, comprendidos entre los 27 y 37 años.

Sin embargo una de las conclusiones que podemos señalar es el comportamiento entre las altas y bajas para todas las actividades estudiadas. Por ejemplo el 53.76 de los programadores de equipos de cómputo han solicitado baja de la actividad y el 51.62% de los reparadores de equipos electrónicos eléctricos. El mejor comportamiento lo tienen los agentes de telecomunicaciones con solo
28.58% de bajas. Tal y como se aprecia en la siguiente Tabla.

Un análisis más detallado y por años del comportamiento de las altas de los programadores de equipos de cómputos, del total de activos solo el 0.56% llevan más de cuatro años en la actividad. El 35.89 menos de un año. Comose puede apreciar en la siguiente tabla.

Esa volatilidad en el empleo por cuenta propia tiene una serie de condiciones multicausales, entre las que podemos citar. La escasa protección legislativa al considerar el ‘cuentapropismo” como una actividad empresarial “personal” sin el respaldo que proporcionan las sociedades mercantiles. El sistema tributario no promueve la productividad, la generación de empleo o la inversión y el ahorro, pues la carga tributaria para los trabajadores por cuenta propia puede oscilar entre un 30% y un 60% de sus ingresos netos. Imposibilidad de acceso al mercado mayorista de insumos ya sean tangibles o intangibles, el acceso a tecnologías o a los mercados nacionales o globales. Poca o nula financiación por parte de las instituciones financieras nacional, muchos de los financiamientos de estos emprendimientos se realizan con fondos de amigos o familiares residentes en el exterior sin las apropiadas garantías jurídicas o legales. Escaso acceso al internet. Imposibilidad de ejecutar directamente exportaciones o importaciones que solo son autorizadas a través de las empresas estatales adscritas y aprobadas por el Ministerio Cubano de Comercio Exterior.

No obstante todas las limitaciones y el moderado impacto de los emprendimientos tecnológicos en el total de cuentapropismo y el trabajo privado en la Isla, el potencial de dicho sector es visible en la remodelación del mercado laboral cubano, en la aplicación de nuevas tecnologías y modelos de negocios de acuerdo a las carencias y circunstancias económicas, tecnológicas y políticas de la Isla.

Cuba cuenta con una enorme cantera de profesionales bien educados y con deseos de improvisar, imaginar y mejorar las condiciones económicas de sus familias, sus comunidades y su nación.

LINK: ¿Cuentapropismo tecnológico en Cuba?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s